¿Cómo limpiar la chimenea por dentro?: Consejos para limpiar la piedra y disfrutar del fuego

Publicado en 21/11/2022 por Arantxa

Una chimenea en funcionamiento agrega calidez, ambiente y estilo a un hogar. En todo caso, siendo el elemento central de una habitación, la chimenea requiere una limpieza regular tanto por motivos estéticos como por seguridad. Es por ello que seguramente te preguntarás cómo limpiar la chimenea de forma eficiente.

Si bien las chimeneas de leña que se usan con frecuencia requieren más mantenimiento, incluso las chimeneas que funcionan con gas deben limpiarse con regularidad.

¿Cuándo y con qué frecuencia limpiar una chimenea?

chimnea en casa moderna

Una chimenea limpia ayuda a que ésta arda de manera más eficiente y también a prevenir incendios causados por la acumulación de creosota combustible.

Después de disfrutar de un fuego durante la temporada, será necesario retirar las cenizas para dejar espacio para la próxima sesión. Naturalmente, la Primavera o el Verano son un buen momento para una limpieza a fondo de la cámara de combustión. De ese modo, estará lista para la primera tarde fría de Otoño. Si esperas hasta la primera señal de frío, seguramente todo el proceso te será mucho más difícil.

chimenea en la cocina

Siempre es recomendable una inspección anual de la chimenea y el hogar para verificar la solidez, la ausencia de depósitos y las holguras correctas. También mucho expertos recomiendan que se limpie la chimenea si hay 3 milímetros o más de acumulación de creosota en el revestimiento del sistema de la chimenea.

Si eres muy fan de usar chimeneas o ve que el hollín y la creosota caen en la cámara de combustión, es posible que deba inspeccionar y limpiar la chimenea con más frecuencia. La quema de leños artificiales o madera verde y sin secar también puede hacer que la creosota se acumule rápidamente.

¿Cómo limpiar la chimenea por dentro?

limpiar el cristal o vidrio de la chimenea con vinagre

Después de cada fuego, deja que las brasas y las cenizas se enfríen por completo. Extiende una lona protectora o una alfombra vieja frente a la cámara de combustión. Así ayudarás a contener cualquier derrame.

Lo mejor es usar una pala o paleta para recoger las cenizas en un balde de metal, nunca de plástico. Deséchalos en un bote de basura de metal o agrega las cenizas a la tierra de tu jardín para enriquecerla.

¿Cómo limpiar la piedra de la chimenea?

como limpiar la chimenea de una cocina de leña

Para esto puedes usar una aspiradora de taller para succionar las cenizas sueltas. Este también es un buen momento para aspirar y desempolvar el hogar, el marco y la repisa de la chimenea.

Para eliminar el hollín acumulado en los ladrillos de la cámara de combustión, puedes usar un par de métodos diferentes, que se describen a continuación. Para ambos es recomendable que te pongas guantes de goma. También que te prepares bien para ejercitar bien los brazos porque tendrás que fregar, fregar y fregar.

Usar jabón lavaplatos, sal, vinagre y agua

Llena una botella rociadora con agua fría y dos baldes con un galón de agua tibia cada uno. A la primera cubeta, agrega dos cucharadas de jabón lavaplatos para cortar la grasa. A la segunda cubeta, agrega una taza de vinagre blanco destilado.

Después rocía un área pequeña de la cámara de combustión con agua. Sumerge un cepillo para fregar de cerdas duras en la solución jabonosa y espolvoréalo con sal común de mesa. La sal abrasiva ayudará a aflojar el hollín.

mantener limpia la chimenea

Luego frota el área humedecida y usa una esponja para limpiar el hollín. Sumerje una segunda esponja en la solución de vinagre y enjuaga el área limpia. El vinagre ayuda a eliminar cualquier residuo restante y reduce los olores ahumados.

Continúa restregando, enjuagando el cepillo y las esponjas con frecuencia, hasta que la cámara de combustión esté limpia. Si la chimenea es grande, es posible que debas mezclar una segunda tanda de solución de limpieza fresca.

Usar jabón lavaplatos, amoniaco, piedra pómez y agua

como limpiar la chimenea

Si el jabón lavaplatos y la sal no produjeron los resultados deseados, el amoniaco puede ser más efectivo para eliminar el hollín. No obstante, los vapores de amoniaco son muy fuertes y pueden ser peligrosos, así que asegúrate de que la habitación esté bien ventilada. Además te sugiero usar alguna protección para los ojos.

Comienza por llenar una botella rociadora con agua fría y dos baldes o cubetas con un galón de agua tibia cada uno. A la primera cubeta, agrega dos cucharadas de lavaplatos y media taza de amoniaco doméstico. A la segunda cubeta, una taza de vinagre blanco destilado.

consejos para quitar la ceniza de tu chimenea

Acto seguido, rocía un área pequeña de la cámara de combustión con agua. Sumerge un cepillo para fregar de cerdas duras en la solución jabonosa y espolvoréalo con piedra pómez finamente molida. Esto último está disponible en casi cualquier tienda para artículos del hogar.

Sigue los mismos pasos de fregado y enjuague mencionados anteriormente. Asegúrate de que la habitación esté bien ventilada durante todo el proceso, para evitar el olor a amoniaco.