Pies sanos – Consejos para el cuidado y exfoliación de tus pies

Publicado en 23/09/2021 por Alejo

Definitivamente, para unos pies sanos, deben cuidarse como cualquier otra parte de nuestro cuerpo. Los pies son los caballos de batalla de nuestro cuerpo, dando aproximadamente unos cinco mil pasos al día. Además que deben soportar el peso del cuerpo en cada paso del camino. Debido al fuerte trabajo, los pies merecen un poco más de atención de la que probablemente les estás dando. Cuando se trata de regímenes de belleza, por lo general, se pasan por alto los pies. Incluso si recibes una pedicura profesional todos los meses, esa atención periódica no elimina la necesidad de un cuidado adecuado varias veces a la semana o, mejor aún, todos los días para tener unos pies sanos. Es por eso que te daremos algunos consejos para tener y mantener tus pies sanos. Así mismo toma nota de las sencillas recetas de exfoliantes caseros para consentir a tus pies.

pies sanos cuidados diarios

Consejos para unos pies sanos

Cuidados básicos

Como cuidado básico para unos pies sanos te indicamos que es recomendable revisarlos a diario para ver si tienen cortes, llagas, hinchazón o uñas infectadas. Dales una buena limpieza con agua tibia, pero es mejor evitar remojarlos, ya que eso puede secarlos un poco. Es importante que los hidrates todos los días con crema o vaselina. Pero evita colocar crema hidratante entre los dedos de tus pies. Debes mantener la piel seca para así prevenir infecciones. Evita usar zapatos muy ajustados. No deberías utilizar solo sandalias o zapatos planos, ya que no proporcionan suficiente soporte para el arco. Córtate las uñas de los pies preferiblemente en línea recta con un cortaúñas. Luego usa una lima de uñas para alisar las esquinas. Esto evitará que la uña crezca en tu piel.

pies sanos evitar caminar descalzo

Cómo tratar y prevenir las callosidades

Las callosidades leves no suelen necesitar tratamiento y pueden desaparecer por sí solas. Sin embargo, existen algunas cosas que puedes hacer para ayudar a desaparecer las callosidades más rápido. Utiliza calcetines gruesos para proteger tu piel. Frota tu callo con una piedra pómez mientras estás en la ducha. Puedes utilizar almohadillas para maíz para aliviar la presión en el área de la callosidad. También puedes aplicar ácido salicílico para ayudar a disolver los callos y callosidades.

pies sanos evitar dolores

Pero asegúrate de seguir las instrucciones con mucho cuidado para no dañar la piel sana. Cabe mencionar que, no debes usar tratamientos con ácido en tus pies si tienes diabetes. Siempre consulta a tu médico. Es posible que te recomienden cambiar de zapatos o agregar relleno a los mismos. También puede que tu médico afeite los callos o callosidades. Para prevenir las callosidades y tener unos pies sanos, trata de usar zapatos que se ajusten bien a tus pies. Evita usar tacones altos todos los días y utiliza inserciones de almohadillas de gel para reducir aún más el roce y la presión sobre tus pies.

pies sanos exfoliante casero

Cómo controlar los pies sudorosos

No se sabe exactamente qué causa que algunas personas tengan los pies sudorosos, lo cual también se conoce como hiperhidrosis. Sin embargo, el estrés, los medicamentos y los cambios hormonales también pueden hacer que su cuerpo sude más. Claro que, la mayoría de las personas sudan cuando hace mucho calor. Pero las personas con hiperhidrosis sudan todo el tiempo. Esto es mucho más común en hombres que en mujeres y en adultos más jóvenes. Pero además de la incomodidad de tener los pies mojados, lo cual puede hacer que los pies se resbalen en los zapatos, también causa mal olor y ser más propenso a infecciones, ya que esa humedad puede dañar tu piel.

pies sanos humectados

Para prevenir la sudoración y mantener tus pies sanos, comienza con una buena higiene. Lávate los pies con jabón antibacteriano, asegurándote de limpiar entre los dedos de los pies. Seca tus pies y espolvorea con maicena, talco para pies o polvo antimicótico. Utiliza calcetines que absorban la humedad y cámbiatelos con frecuencia. Si con estos sencillos trucos no puedes controlar la sudoración en tus pies, entonces consulta con tu médico. Las opciones de tratamiento pueden incluir antitranspirantes roll-on recetados, inyecciones de Botox, un tratamiento que tapona temporalmente las glándulas sudoríparas llamado iontoforesis o cirugía.

pies sanos piel suave

Cómo tratar y prevenir el pie de atleta

Esta afección es causada por un hongo que crece en caliente y ambientes húmedos. Los pies descalzos pueden entran en contacto con el hongo, y luego instalarse. Los síntomas del pie de atleta incluyen piel seca, picazón y ardor, descamación, inflamación, ampollas y agrietamiento de la piel. Lo peor es que se propaga muy fácilmente, sobre todo a las plantas de los pies y las uñas. Cabe mencionar que, también se puede propagar la infección a otras áreas del cuerpo solo rascando los pies y luego tocar cualquier otra parte del cuerpo. Incluso puedes contraer el pie de atleta de las sábanas o de la ropa que haya estado en contacto con el hongo. El pie de atleta puede ser difícil de tratar. Así que, es recomendable que consultes a tu médico para asegurarte de que sea un hongo y no otra afección.

pies sanos prevencion de infecciones

De igual manera para tratar el pie de atleta, puedes remojarlos en agua tibia con sal de Epsom, esto puede brindar cierto alivio. Tu médico puede sugerir un polvo, crema o aerosol antimicótico de venta libre o recetar algún medicamento que se aplique directamente sobre la piel. Se recomienda seguir usando el medicamento según las indicaciones, incluso si los síntomas han desaparecido. Esto ayudará a evitar que regrese. Para mantener tus pies sanos y libres de esta infección fúngica, lávate los pies a diario con agua y jabón. Ten especial cuidado de secar entre los dedos de los pies. Evita caminar descalzo en lugares públicos. Si te sudan mucho los pies, trata de mantenerlos secos utilizando talco y zapatos transpirables. Utiliza calcetines que absorban la humedad y cámbialos con frecuencia.

pies sanos rutina cuidados diarios

Cómo prevenir el dolor de pies

Ciertamente, el dolor de pie puede dificultar un poco las actividades diarias, como caminar. Diversas cosas pueden causar dolores en los pies. En las mujeres, los tacones altos pueden ser el mayor culpable. Otras causas también incluyen el sobrepeso, el uso de zapatos mal hechos, una lesión en el pie o un hematoma. Afortunadamente, puedes tratar los dolores leves de pie en casa. Debes dedicar más tiempo a descansar. Masajea tus pies para aliviar la tensión y los dolores. Puedes frotarte los pies con tus manos o moverlos sobre un rodillo. También puedes tomar un medicamento antiinflamatorio de venta libre para el dolor. Así mismo considera utilizar plantillas para zapatos. Los insertos de venta libre pueden proporcionar suficiente soporte.

pies sanos evitar zapatos altos

Usa zapatos que te queden bien y reemplaza los que tenga demasiado desgaste en los talones o en las suelas. Es esencial utilizar zapatos adecuados para cualquier actividad que estés realizando. Evita usar tacones altos todos los días o trata de no usar ninguno que mida más de 2cinco centímetros. También deberías considerar bajar un poco de peso si es necesario. Y si haces ejercicio no dejes de dedicar tiempo para calentarte y enfriarte antes y después de tu rutina de ejercicios. Pero si, tienes hinchazón que no ha mejorado en dos a cinco días, dolor continuo durante algunas semanas, entumecimiento u hormigueo en el pie, es importante que consultes a tu médico.

pies sanos usar zapatos adecuados

Considera la exfoliación para mantener unos pies sanos

Perfectamente puedes exfoliar tus pies desde la comodidad de tui hogar. Así que te indicaremos cómo pueden ayudar los exfoliantes caseros a tus pies. El aceite de coco casi siempre está presente en los exfoliantes caseros para los pies. Este posee cualidades hidratantes que pueden calmar tus pies y ayudar con la piel seca, la piel muerta o los talones agrietados. También puede combatir el pie de atleta previniendo hongos en los pies. El azúcar es el principal ingrediente en la mayoría de los exfoliantes caseros. Esto es debido a sus propiedades que ayudan a eliminar la piel muerta.

pies sanos suaves cuidados

Pero el azúcar también puede ayudar a aliviar cualquier dolor que surja con varias afecciones dolorosas del pie, como fascitis plantar, osteoartritis o dolor de pie relacionado con la diabetes. Por otro lado, la sal de Epsom posee propiedades antiinflamatorias y es un cambio total cuando se trata de alivio y relajación muscular. También ayuda a eliminar la piel muerta. Para un alivio aún mayor, puedes usarlo en un baño de pies. Ahora, cuando se trata del extracto de menta y los aceites esenciales, son componentes fragantes que eliminan el olor de los pies y dejan un olor agradable en los mismos. Los componentes cítricos pueden ayudar a combatir el dolor de pie relacionado con las articulaciones. Las articulaciones de nuestros pies se ven afectadas por afecciones como la artritis reumatoide, los juanetes y la gota.

pies sanos evitar caminar descalzo

Exfoliantes caseros para mantener tus pies sanos

Por supuesto que puedes hacer tus propios productos caseros para los pies. A continuación te indicaremos algunas recetas de exfoliantes de pies con ingredientes que se pueden encontrar fácilmente en tu despensa o fácilmente los puedes encontrar en cualquier tienda. Estos exfoliantes caseros pueden convertirse en parte de tu rutina diaria de cuidado personal. Es importante mencionar que, los exfoliantes con sal, se pueden usar en cualquier parte del cuerpo menos en el rostro y otras áreas muy sensibles. Es mejor usar exfoliantes con azúcar en la piel delicada, ya que el azúcar tiende a disolverse más rápido y ser menos abrasivo.

Exfoliante de menta, azúcar y aceite de coco

En un tazón, agrega ½ taza de aceite de coco, una taza y ½ de azúcar. También agrega una cucharada de extracto de menta. Mezcla muy bien todos los ingrediente y ya tendrás tu exfoliante para pies. Si lo deseas, podrías colocar a la mezcla colorante verde para alimentos para un efecto extra de menta. Aunque por supuesto que no es necesario experimentar las cualidades medicinales del exfoliante.

pies sanos masajes relajantes

Exfoliante de limón, azúcar y aceite de coco

Solo debes agregar en un tazón ½ taza de aceite de coco. Luego corta el limón por la mitad y exprime la mayor cantidad posible de jugo de una mitad en el tazón. También si lo deseas puedes usar un rallador de queso para obtener un poco de ralladura de la cáscara de limón, y agrégala al tazón. Por ultimo, agrega una taza de azúcar y mezcla todos los ingredientes de manera eficiente.

pies sanos lavado diario

Exfoliante de azúcar morena, canela y aceite de coco

Toma un tazón y agrega ½ taza de aceite de coco, una cucharada de canela. También dos agrega dos tazas de azúcar morena, para luego mezclar todos los ingrediente muy bien y listo. Si deseas agregar un poco más de aroma, puedes agregar dos cucharadas de vainilla a la mezcla.

pies sanos exfoliante casero

Exfoliante con sal de Epsom, aceite de coco, miel y aceite esencial de lavanda

En un tazón agrega ½ taza de aceite de coco, una taza de sal de Epsom. Agrega más o menos unas 10 gotas de aceite esencial de lavanda. También agrega las dos cucharadas de miel. Ahora mezcla todo muy bien y tendrás un delicioso exfoliante con aroma a lavanda con un toque de miel.

pies sanos suave exfoliacion

Exfoliante de azúcar, aceite de coco, naranja, aceite esencial de naranja

Siguiendo el mismo procedimientos que en los anteriores, agrega en un tazón ½ taza de aceite de coco. Luego agrega ½ taza de azúcar, un poco de ralladura de naranja obtenido con la ayuda de un rallador. Agrega un poco de jugo de naranja, cortando la naranja por la mitad y exprimiendo una sola mitad. Luego agrega unas 15 gotas de aceite esencial de naranja. Ahora mezcla todos los ingrediente de manera eficiente y listo. El cuidado de tus pies puede no parecer una tarea importante en tu ajetreada vida.

pies sanos talones suaves

Pero definitivamente puede marcar una gran diferencia no solo en la apariencia de tus pies, sino también en la forma en que te sientes. Por lo tanto, si desea pies sanos, suaves y sin dolor, dedica tiempo a exfoliar y humectar tus pies por lo menos dos o tres veces por semana. Ten en cuenta que los cuidado diarios y la exfoliación de tus pies con regularidad te brindarán muchos beneficios. Tendrás menos riesgo de sufrir dolores, mal olor, infecciones y callosidad en tus pies.

pies sanos beneficios