Objetos decorativos propios de la Navidad y su magnífica historia

Publicado en 28/12/2020 por Alejo

La mayoría de las personas en muchos países todos los años colocan objetos decorativos navideños para celebrar. Colocan el árbol de Navidad, decoran la casa con luces y demás objetos decorativos propios de la Navidad. Pero, a pesar de que esto se hace cada año, desconocemos las razones y la historia de cada uno de los objetos decorativos que hoy en día utilizamos. Así como la propia celebración de la Navidad tiene una historia que data de muchos siglos atrás, los objetos decorativos navideños también poseen una interesante historia. Así que prepárate y continúa leyendo para que te enteres del maravilloso origen de cada uno de los objetos decorativos navideños más representativos de la temporada.

objetos decorativos navideños

Objetos decorativos navideños y su historia

Pues ,bien, comenzaremos por los colores característicos de la Navidad. Aunque hoy en día las decoraciones navideñas se utilizan muchos más colores. Los colores rojos y verdes fueron los primeros en vincularse con la Navidad. Se dice que, estos colores están inspirados en el árbol del paraíso. Este fue un abeto con manzanas que se utilizó como accesorio en una obra de teatro del siglo XI acerca de la visión cristiana de la creación, llamada “The Paradise Play”. El árbol representaba el Jardín del Edén. Las manzanas rojas eran un símbolo del conocimiento que llevó a la caída de Adán. Y el abeto verde representaba la vida eterna.

La tradición de exhibir árboles de Navidad en el interior del hogar se les atribuye a los cristianos alemanes en el siglo XVI. Sin embargo, los egipcios ya abrazaban esta tradición desde muchísimo antes. Los antiguos egipcios adornaban sus casas con palmeras verdes en el solsticio de invierno. Para así celebrar la recuperación del dios sol Ra de los males del invierno. Para ellos simbolizaba la vida conquistando a la muerte.

objetos decorativos navideños colores rojo verde

Navidad iluminada

Se dice que, Martín Lutero, un reformador protestante del siglo XVI, fue el primero en colocar velas encendidas a un árbol. La leyenda cuenta que, mientras Lutero caminaba a casa desde el bosque una noche de invierno en el siglo XVI, se sintió muy fascinado por el brillo de las estrellas entre los árboles de hoja perenne. Así que decidió recrear esa bella escena para su familia dentro de su hogar. ÉL mismo cortó un abeto y lo colocó en la sala principal y agregó pequeñas velas encendidas a las ramas del árbol.

Y así comenzó la tradición de agregar velas encendidas a los árboles de Navidad. Las luces eléctricas, no llegó hasta 1880, cuando Thomas Edison creó la primera hebra de luces y las envolvió alrededor de su laboratorio. Pero fue el socio de Edison, Edward H. Johnson, quien armó la primera cadena de luces eléctricas para árboles de Navidad y las colgó alrededor de su árbol en 1882.

objetos decorativos navideños luces

Los adornos de antaño eran comestibles

Agregar objetos decorativos para los árboles de Navidad comenzó en Alemania en el siglo XVII. Colocaban frutas y nueces en los árboles de hoja perenne. Los adornos manufacturados se pusieron de moda cuando una imagen de la reina Victoria junto a su familia alrededor de un árbol de Navidad adornado se publicó en 1848 en The Illustrated London News. Entonces así, las personas adineradas siguieron su ejemplo. Y para principios del siglo XX, Woolworths ya vendía 25 millones de dólares en adornos importados de Alemania a consumidores impacientes por decorar sus árboles tal como lo hacia la realeza. Así mismo las casas de jengibre se introdujo como uno de los objetos decorativos navideños cuando salió la publicación de 1812 del cuento de hadas Hansel y Gretel. Aparecieron los hermanos tentados por la hermosa y dulce casa de pan de jengibre y todos los dulces a su alrededor.

objetos decorativos navideños casa jengibre

Las bolas de Navidad

Durante la Edad Media, los ingleses colgaban bolas de cristal en sus ventanas para ahuyentar a los malos espíritus. Pero a finales del siglo XVI en la ciudad alemana de Lauscha, que todavía es famosa por su producción de vidrio, el empresario Hans Greiner, decidió crear una cadena decorativa de bolas de vidrio. Estos fueron elaborados soplando vidrio hasta mediados del siglo XIX. Estos obtenían hermosos resultados e interesantes y diferentes formas como lágrima, huevo o fruta. La decoración navideña clásica, comenzó a usarse para su propósito solo hasta el siglo XIX.

objetos decorativos navideños bolas de vidrio

El oropel o tinsel era un símbolo de estatus

Los alemanes de Nuremberg exhibieron hebras de plata en 1610 conocido como oropel en sus árboles de Navidad. Cabe mencionar que, la plata para aquel entonces era un bien preciado. Por supuesto que, el oropel no solo mostró su riqueza. Sino que de igual manera, ayudó a reflejar la luz de las velas que se colocaban en los árboles de Navidad. Tiempo después, la plata fue cambiada por materiales más baratos como el cobre y el estaño. Esto para hacer que la decoración fuera mucho más accesible para los menos adinerados. Sin embargo, estos materiales escasearon durante la Primera Guerra Mundial. Lo que llevó a que fuera reemplazado por aluminio y plomo, lo cual se dieron cuenta que eran un peligro. Hoy en día, el oropel está hecho en gran parte de cloruro de polivinilo. Y sus bandas características son creadas con la ayuda de la maquinaria moderna.

objetos decorativos navideños oropel

Las coronas

No cabe duda que este es otro de los objetos decorativos navideños que nunca falta en los hogares. Las coronas navideñas ocupan un lugar central en las puertas y en el interior del hogar durante las vacaciones. Pues bien, en lugar de desechar los recortes de árboles de Navidad recién cortados y podados, aprovecharon el exceso de ramas y las convirtieron en corona en el siglo XVI. Claro que, estas primeras coronas no eran colocadas en las puertas. Sino que, las agregaban al propio árbol de Navidad como uno de los objetos decorativos que simbolizaba la eternidad.

También se dice que, los primeros en decorar sus casas con ellas fueron los luteranos alemanes del siglo XVI. En 1839, el sacerdote John Hinrich Wischern usó una corona hecha con una rueda de carro. Con esto podía enseñarles a los niños el significado y la importancia de la Navidad. Y al mismo tiempo los ayudaba a contar los días hasta la festividad, que luego se extendió por toda la comunidad cristiana.

objetos decorativos navideños corona

Las campanas en Navidad

Pues, las campanas estuvieron muchísimo antes de los árboles de Navidad, las coronas de flores y demás objetos decorativos de la temporada. San Patricio usaba campanas de mano para llamar a los feligreses locales a la oración. Por supuesto que, las campanas de mano continuaron sonando en días religiosos como Pascua, ganando así una connotación bíblica. Pero no fue hasta la época victoriana, cuando los villancicos comenzaron a tocar campanas durante la temporada de Adviento mientras cantaban. Así que el tintineo de una campana se convirtió en un sonido muy especial en Navidad.

objetos decorativos navideños campanas

Los calcetines colgados

Se dice que esta tradición de colgar calcetines navideños fue inspirada por un hombre de origen muy humilde. Los aldeanos al enterarse que un viudo local, muy orgulloso pero humilde, no podía reunir la dote para que sus tres hijas se casaran. Debido a su orgullo, este no iba a estar dispuesto a aceptar dinero de nadie. La leyenda cuenta que, San Nicolás se deslizó por la chimenea del hombre y colocó monedas de oro dentro de las medias recién lavadas de sus hijas, las cuales colgaban junto al fuego para que se secasen. Cuando la familia encontró el oro al día siguiente, sus problemas se resolvieron y así nació una nueva tradición navideña.

objetos decorativos navideños calcetines

El muérdago como uno de los objetos decorativos para Navidad

El primer uso de la hierba fue tan romántico como hoy en día lo conocemos. Los griegos lo usaban como un medicamento para dolencias que iban desde calambres hasta problemas del bazo. Mientras que los romanos lo veían como un ungüento para úlceras y venenos. Pero no fue hasta el siglo I d.C. cuando adquirió otra connotaciones. Debido a la capacidad que tiene esta hierba de crecer incluso en invierno, los celtas la vieron como un símbolo de fertilidad, vitalidad, buena suerte, amor y paz. Es por eso que, al estar debajo de la hierba debes besar y abrazar a tus seres queridos. Para atraer todas las cosas buenas y alejar las malas energías.

objetos decorativos navideños muerdago

Las bayas de acebo

Los antiguos romanos exhibían las bayas de acebo en sus hogares. Esto para celebrar el festival de invierno en honor al dios de la agricultura llamado Saturno. Esta celebración también marcaba la tan esperada transición de la oscuridad del invierno a la luz de la primavera. Este es otro de los objetos decorativos que se continua manteniendo hoy en día. Estas ramitas son colocadas en guirnaldas para dar brillo en la decoración. Aunque de igual manera también son utilizadas para agregarlas como parte del envoltorio de los regalos. Esto para hacerlos un poco más alegres y originales.

objetos decorativos navideños bayas

Los bastones de caramelo

En realidad no existe registro exacto de cuándo se inventaron. Una de las historias que se cuenta es que un maestro de coro alemán, repartió palitos de azúcar a los niños. Así podía calmarlos un poco durante la ceremonia en 1670. Pero el primer caso documentado en el que los bastones de caramelo aparecieron en escena como objetos decorativos en los árboles de Navidad fue en 1847 en Estados Unidos. August Imgard, fue un inmigrante germano-sueco. Este fue el primero en decorar con los bastones de caramelo su pequeño árbol de abeto. Cabe mencionar que, estos icónicos dulces no siempre tuvieron rayas, eran totalmente blancos. No fue hasta el siglo XX que se les colocaron las rayas rojas y el sabor a menta.

objetos decorativos navideños bastones de caramelo

Las Poinsettias o flores de Pascua

Sin duda alguna estas flores son hermosas y sus colores alegres. Nunca faltan en la decoración navideña de la entrada del hogar, como centro de mesa y hasta en los árboles de Navidad. Las flores de Pascua llamaron la atención del ministro de Estados Unidos en México, Joel R. Poinsett en 1828, fecha en que las festividades navideñas en los Estados Unidos comenzaban a tener popularidad. Al ver estas flores que son conocidas como flor de nochebuena en México, Poinsett las llevó a su casa como símbolo de la temporada navideña. Al obtener su nombre en inglés de Poinsett, las Poinsettias ya eran sinónimo de Navidad a principios del siglo XX y continúa siéndolo.

objetos decorativos navideños flor de pascua

El primer pesebre

El primer pesebre fue recreado por San Francisco de Asís. Este se recreó en 1223, pero solo después de que obtuviera la aprobación del Papa Honorious III. Este pesebre viviente fue organizado en una cueva en la ciudad italiana de Grecio. El belén viviente de Asís presentaba un pesebre, un buey y un burro. El cual atraía a los habitantes de las cercanías para ver cómo el santo entregaba un mensaje bíblico. Claro que, hoy en día las recreaciones de los pesebres, bien sea en un pequeño rincón dentro de casa o en el patio trasero, son improvisadas. Colocando también a los tres Reyes Magos y los pastores.

objetos decorativos navideños pesebre

Calendario de Navidad

El calendario de Navidad o de Adviento, fue creado por luteranos alemanes a finales del siglo XIX. Según la tradición, el calendario de Adviento no debería comenzar el 1 de diciembre. Sino el primer domingo de Cuaresma, que cae en después de mediados de noviembre.

Los pomanders

Los pomanders son originarios del siglo XIV. Se utilizaron pequeñas bolsitas o cajas llenas de hierbas aromáticas. Esto para purificar el aire en Europa durante la época de la peste negra, aunque sin nada de éxito. Las pomanders, derivadas de “pomme d’ambre” en francés, significa manzana de ámbar. Hoy en día, las manzanas han sido reemplazadas por naranjas tachonadas con clavo de olor entero. Y también mezcladas con especias como la canela molida y la nuez moscada. También se puede pasar un cordel a través del pomander para luego colocar una cinta y crear un aromático adorno de árbol. De igual manera también se utilizan para hacer una linda decoración de mesas. Y otorgar un fresco y delicioso aroma dentro del hogar durante las vacaciones.

objetos decorativos navideños pomanders