Huerto doméstico – Intenta plantar estas legumbres y frutas en tu casa en el mes de marzo

Publicado en 7/03/2022 por Alejo

Sin duda alguna, la primavera esta por llegar, el sol brilla y los árboles brotan, por lo que es una excelente idea pensar en crear tu huerto doméstico. Así que si consideras esta estupenda opción aquí te indicaremos hay algunas frutas y verduras de primavera de bajo mantenimiento que puedes cultivar, incluso si eres un principiante. El mes de marzo no es muy pronto para pensar en las semillas que debes plantar en tu huerto doméstico. De hecho, es el momento perfecto para empezar a plantar porque es justo cuando empieza a hacer buen tiempo. Estas verduras y frutas funcionarán para la mayoría de las diferentes zonas.

huerto doméstico primavera

Frutas y legumbres que puedes plantar en tu huerto doméstico en el mes de marzo

Ajo

huerto doméstico ajos

El ajo es súper fácil de cultivar y como beneficio adicional, la planta funciona como un repelente natural de insectos. Por lo general se planta en otoño, pero el comienzo de la primavera también es una opción. Planta sus dientes a cinco centímetros en el suelo y a diez centímetros de distancia. Asegúrate de cortar los brotes de flores que puedan brotar en la primavera, ya que pueden inhiben el crecimiento del bulbo.

Brócoli

huerto doméstico brocoli

El brócoli puede sobrevivir en climas más fríos y prospera en suelos ligeramente ácidos. Recuerda plantar las semillas a centímetros y medio bajo tierra. Puedes comenzar a fertilizar tres semanas después de la siembra en tu huerto doméstico.

Cebollas

huerto doméstico cebollas

Te recomendamos plantar las cebollas en tierra mezclada con compost a principios de la primavera. Las bombillas deben colocarse a unos 15 centímetros de distancia. Necesitan un suministro constante de agua para que crezcan los pequeños bulbos, pero son más abundantes de lo que parecen y pueden recuperarse de una sequía.

Frambruesas

huerto doméstico frambuesas

Estas bayas llenas de antioxidantes son perfectas para disfrutar durante el verano. Se pueden plantar en el verano, sin embargo, a principios de la primavera se obtienen las mejores cosechas. Las frambuesas son propensas a la pudrición de la raíz, por lo que les va mejor en un lecho elevado con un suelo rico que drene bien. El estiércol o el compost ayudarán a que la fruta en verdad florezca.

Melones

plantar melones en primavera

Este es uno de los preferidos para cultivar en tu huerto doméstico porque a la mayoría le gustan los veranos largos y calurosos. Pero puedes comenzar a plantarlos en marzo para iniciar con ventaja en tu jardín de verano.

Pepinos

plantar pepinos en primavera

Los pepinos son excelentes para la siembra de primavera. Para disfrutar de pepinos frescos en todo el verano, solo debes plantarlos dos semanas después de la última helada. Cabe mencionar que los pepinos requieren mucha luz solar y suelo fértil para florecer, así que asegúrate de elegir un buen lugar soleado y agrega mucho fertilizante. No olvides que debes plantar las semillas en filas separadas por lo menos metro y medio entre unas y otras en tu huerto doméstico.

Papas

plantar papas en primavera

Las papas son una planta abundante que puede sobrevivir a una o dos heladas, por lo que puedes plantar justo al comienzo de la primavera. Solo asegúrate de que la tierra sea ligeramente ácida y suelta, ya que la tierra bien compactada produce papas deformadas. Para plantar, corta una papa y planta los trozos, con el ojo hacia arriba, a diez centímetros de profundidad. Cuando los tallos de las plantas alcancen 20 centímetros, comienza a cubrir los fondos con tierra adicional. La luz del sol hace que las papas se vuelvan verdes y tengan un sabor amargo, por lo que es mejor mantenerlas bien cubiertas.

Pimientos

plantar pimientos en primavera

Los pimientos son un poco más difíciles de cultivar si no vives en un clima cálido. Sin embargo, para que funcionen en climas más fríos, la mayoría de los expertos comenzarán cultivando las semillas en el interior y las trasplantarán después de ocho a diez semanas. Así que comienza colocando las semillas en una toalla de papel húmeda y tibia dentro de una bolsa de plástico. Una vez que las semillas brotan, se pueden mover a una maceta y finalmente al suelo. No deben plantarse afuera hasta que la temperatura durante la noche sea de 13 °C como mínimo.

Frijoles

plantar frijoles en primavera

Cabe mencionar que a diferencia de los pimientos, es poco probable que los frijoles sobrevivan al trasplante. Estas plantas deben reservarse para lugares con seis horas de luz solar ininterrumpida. Las semillas se deben plantar a dos centímetros y medio en el suelo, a unos siete centímetros y medio de distancia entre sí. Si optas por plantar frijoles postes, ten en cuenta que crecerán enredaderas y necesitarán estacas o enrejados para aferrarse.

Remolachas

plantar remolacha en primavera

Las remolachas son otra excelente opción para el comienzo de la primavera. A las remolachas les va bien justo después de la última helada, cuando el suelo está frío pero no congelado. No crecen tan bien si hace mucho calor. Las remolachas no necesitan mucho espacio, por lo que se pueden cultivar en macetas. Si decides plantarlas en el suelo, se recomienda usar una cultivadora de jardín para asegurarte de que el suelo esté suelto y sin rocas. Debes remojar las semillas de remolacha en agua tibia para ablandar las cáscaras antes de plantarlas a media pulgada en el suelo. Extienda las semillas a siete u ochos centímetros de distancia. Luego, una vez que aparezcan las plántulas, asegúrate de que la tierra esté constantemente húmeda regándolas con frecuencia.

Zanahorias

plantar zanahorias en primavera

Las zanahorias es mejor plantarlas unas semanas antes de la última helada, sin embargo, aún puedes tener éxito. Las verduras de color naranja se desarrollan mejor en suelo suelto que no tiene rocas. Debes plantar las semillas a siete centímetros de distancia en filas separadas por 30 centímetros. Trata de no usar estiércol en la tierra para las zanahorias en tu huerto doméstico.

Tomates

plantar tomates en primavera

Los tomates son adoradores del sol y crecen mejor en suelos cálidos, por lo que es mejor plantarlos a fines de la primavera. Se recomienda agregar mucho abono y fertilizante al suelo para que los tomates obtengan suficientes nutrientes. Las plantas también necesitan mucho espacio para crecer, así que coloca las semillas muy separadas en tu huerto doméstico.