Dieta para embarazadas – Comer sano durante el embarazo

Publicado en 31/12/2019 por Desi

Dieta para embarazadas-comer-alimentos

Entonces, sus planes y deseos de tener un bebé se han hecho realidad ha visto las dos rayas en la prueba de embarazo y toda la familia esta feliz por compartir estos momentos tan especiales.  ¡Está embarazada! Pero esta noticia por un lado, le da un sentimiento de alegría y, por el otro, un sentimiento de cierto miedo a todos las cosas desconocidas si es su primer hijo.  Piensa en ¿Cómo será el bebé? ¿sano, hermoso, feliz? De usted depende su salud en gran medida, del estilo de vida que llevará durante el embarazo y lo más importante, de cómo comerá.

Dieta para embarazadas y nutrición para mujeres en diferentes períodos del embarazo

Lo principal en el menú de la futura madre es la diversidad. Debe comer alimentos de todos los grupos de alimentos: carne, pescado, verduras y frutas, productos lácteos, pan y cereales. La nutrición de una mujer durante el embarazo se puede dividir en tres períodos (trimestres).

Dieta para embarazadas comer-verdura-ensaladas

Si, antes del embarazo, una mujer comía normalmente, se sentía cómoda y no era alérgica a ningún alimento, entonces, en la etapa inicial del primer trimestre del embarazo, no debe cambiar su dieta.

Durante este período, se colocan todos los órganos y sistemas en el cuerpo del niño, se forman tejidos. El cuerpo necesita proteínas y vitaminas completas: carne baja en grasa (conejo, pollo, pavo), pescado y mariscos, productos lácteos. Asegúrese de comer arroz, vegetales frescos o congelados, frutas de temporada. En el primer trimestre, muchas mujeres embarazadas aún trabajan. No importa cuán difícil sea controlar su comida en condiciones de trabajo, debe hacerlo: encuentre tiempo para un desayuno y almuerzo completo.

Dieta para embarazadas – un desayuno y almuerzo completo

dieta-para-embarazadas-nutricion-carne

En el primer trimestre del embarazo, hay una reestructuración activa del cuerpo y una adaptación a un nuevo estado. Durante este período, se recomienda cambiar a una dieta baja en calorías, que incluya más frutas, jugos, decocciones de frutas secas, incluidos los escaramujos. Al comienzo del embarazo, especialmente si la toxicosis sufre, se recomiendan comidas más frecuentes pero menos abundantes.

Dieta para embarazadas -nutricion-salud

Que siempre haya un hematógeno en su bolsillo, una bolsa de nueces o frutas secas para tomar un refrigerio en la calle. Si su condición no le permite comer alimentos regulares, debe prestar atención a los alimentos para bebés. Los productos para bebés literalmente salvan a las futuras madres que sufren de toxicosis severa. Estos son cereales en caja, cuajada de bebé, galletas y purés de frutas.

Dieta para embarazadas  que sufren de toxicosis severa

Dieta para embarazadas nueces

En el primer trimestre, se debe prestar especial atención a la calidad de los productos. Deseche gradualmente las salsas, los alimentos preparados y los alimentos enlatados que contienen aditivos químicos nocivos. No olvides que en la placenta se acumulan libremente. El valor de los productos que contienen ácido fólico es excelente, sin él es imposible un metabolismo intensivo, su falta puede causar anomalías en el desarrollo. El ácido fólico se encuentra en verduras, nueces, repollo y brócoli, remolacha, legumbres y huevos.

La dieta para embarazadas debe incluir alimentos ricos en ácido fólico

dieta-para-embarazadas-nutricion-acido-folico

Según los nutricionistas, la dieta para embarazadas debe ser 300 kcal al día más alta que las no embarazadas, pero en el primer trimestre no hay absolutamente ninguna necesidad de aumentar el valor energético de la dieta; en el segundo trimestre, se requieren 340 kcal al día adicionales; en el tercer trimestre – 452 kcal al día. Las mujeres embarazadas en su mayoría obtienen suficientes calorías, y más del 80% de las mujeres alcanzan e incluso superan el aumento de peso necesario. Estas calorías adicionales benefician al feto. Una mujer con bajo peso puede aumentar de 16 a 20 kg durante todo el embarazo, una con sobrepeso alrededor de 7 kg y una con un peso corporal normal de 11-12 kg.

Dieta para embarazadas para un peso corporal normal

dieta-para-embarazadas-peso-normal

En el segundo trimestre, hay saltos activos en el crecimiento y el peso del niño y el útero, por lo que se debe aumentar la ingesta de calorías. Es recomendable comer más y mejor. En este momento, aumenta la necesidad de oligoelementos: hierro, magnesio, zinc, selenio, calcio, potasio. El niño crea su “suministro” de oligoelementos utilizando el recurso materno, lo que significa que la madre debería tener suficiente para dos.

dieta-para-embarazadas-nutricion-magnesio-potasio-calcio

Muy a menudo, las mujeres embarazadas en el segundo trimestre caen hemoglobina, este es un fenómeno fisiológico normal, si no amenaza la salud. Puede aumentar la hemoglobina al comer carne roja, pollo, pescado, frutas secas, granadas, vegetales verdes y hierbas frescas, trigo sarraceno, cítricos (naranjas, toronjas, pomelo, limones), infusiones de escaramujo y bayas.

dieta-para-embarazadas-baja-hemoglobina

En el segundo trimestre de una mujer embarazada, es necesario limitar la ingesta de ahumados y fritos, así como de sal, en su dieta. En ningún caso debe limitar el líquido. El agua pura es la mejor bebida para una mujer embarazada, y el agua debe consumirse hasta 2-2.5 litros por día. El agua es una bebida natural para el cuerpo, no causa complicaciones y no tiene contraindicaciones. El edema no es causado por el agua, sino por la sal, que no solo agregamos en su forma pura, sino que también consumimos con productos enlatados, mayonesa, queso y salchichas. La falta de sal no es dañina, se encuentra naturalmente en muchos productos: verduras, pan, por lo que la dieta no se quedará sin ella. El exceso de sal altera el metabolismo.

Dieta para embarazadas que altera el metabolismo

dieta-para-embarazadas-tomar-agua

Durante este período, puede aumentar el contenido calórico de los alimentos. El bebe debe estar en buena forma física. Es mejor comer carne y pescado por la mañana, para el desayuno y el almuerzo, y preparar platos lácteos y vegetales para la cena: tartas de queso, verduras guisadas, requesón, guisos de verduras. Es necesario minimizar la ingesta de alimentos enlatados, carnes ahumadas, salinidad y adobos, especias picantes y alimentos grasos. Caminatas frecuentes en el aire, se recomienda actividad física.

dieta-para-embarazadas-consejosa-desayuno

En el tercer trimestre, es necesario reducir el contenido calórico de los alimentos debido a los productos de confitería y harina, comer menos carne grasosa, así como queso y crema agria.

Al final de este período, muchos expertos aconsejan a las mujeres embarazadas que abandonen por completo la carne para aumentar la elasticidad del tejido y evitar el desgarro.

Durante todo el período de embarazo, se debe prestar especial atención a la combinación de productos. Si combina alimentos razonablemente, puede proporcionar una absorción más eficiente de los alimentos. Si los alimentos se absorben mal, esto puede provocar la pudrición y la fermentación de los alimentos y la formación de sustancias nocivas para el cuerpo de la madre y el niño. Además, el proceso de fermentación se acompaña de formación de gas, lo que puede provocar flatulencia (hinchazón) y sensaciones desagradables. Esto es especialmente dañino en las últimas etapas del embarazo.

dieta-para-embarazadas-comer-consejos

Trate de no tomar el primer, segundo y tercer plato de una vez; desborda el estómago y ejerce presión sobre el feto, los alimentos se digieren y absorben poco. Come poco y con más frecuencia. No se recomienda tomar alimentos inmediatamente antes de comenzar a trabajar, una caminata larga, antes del ejercicio e inmediatamente después. Es aconsejable descansar antes de comer durante unos 10 minutos.

Coma solo cuando tenga hambre, trate de no picar mientras viaja. Observe la dieta, coma aproximadamente al mismo tiempo.

dieta-para-embarazadas-comer-frutas-leche

Una cocción adecuada ayudará a maximizar la preservación de las sustancias beneficiosas contenidas en los alimentos. No digiera los alimentos, trate de no calentar el mismo plato varias veces, es mejor comer solo la porción y no repetir. Cocine de la manera más suave: hornear, cocinar al vapor, guisar. Evite freír, hirviendo en grandes cantidades de agua, con este método de procesamiento de productos, se pierden muchas sustancias útiles. Si es posible, no cocine varias comidas en un día para que se coman por varios días. No use utensilios de aluminio para cocinar. Recuerde que para una mujer embarazada, no son las calorías lo importante, sino la calidad de los alimentos, su naturalidad, especialmente la “célula viva” (granos enteros, verduras y frutas crudas, carne fresca y productos lácteos).

comidas-buenas-embarazadas-consejos

Comidas regulares
Se recomiendan comidas regulares durante todo el día (comidas principales e intermedias). Durante cada comida, se recomienda combinar productos de diversos tipos.
Las mujeres embarazadas a menudo sufren de acidez estomacal y náuseas. Comer una variedad de alimentos, comidas pequeñas frecuentes y masticar bien los alimentos, a pesar de la incomodidad, en la mayoría de los casos alivia los síntomas. La separación parcial de alimentos y bebidas, el consumo de alimentos secos como galletas o galletas con bajo contenido de grasa, y la abstención de refrescos y grasas fritas también pueden aliviar la afección.

comidas-buenas-embarazadas-comidas-regulares

 Con el fin de facilitarle la elección de su dieta para el embarazo, vamos a enumerar algunos de los alimentos más útiles para las mujeres embarazadas.

Dieta para embarazadas frutas y verduras

Zanahorias: El vegetal más beneficioso durante el embarazo. Las zanahorias contribuyen a un mejor funcionamiento del tracto gastrointestinal. Contiene una gran cantidad de caroteno, vitamina E, C, vitaminas B, K y PP. Todas estas sustancias útiles ayudan en la formación de los órganos del niño. La única contraindicación para este vegetal es úlceras estomacales, problemas pancreáticos y cualquier inflamación del tracto digestivo.
Pimientos: tiene propiedades curativas, ayuda a mejorar el estado de las membranas mucosas y fortalece los vasos sanguíneos. Las sustancias beneficiosas contenidas en la pimienta fortalecen los huesos de una mujer embarazada y ayudan en la formación de los huesos del bebé. Las vitaminas C, E, PP y P, que están contenidas en este vegetal, mejoran la condición de la piel. Y los aceites esenciales, las proteínas y el betacaroteno aumentarán la inmunidad de una mujer que espera un bebé.

dieta-para-embarazadas-zanahorias-pimientos

Espinacas: este vegetal es rico en ácido fólico (vitaminas A, B9 y E), lo que ayuda a una mujer embarazada a evitar un aborto espontáneo, hacer frente a la toxicosis en el primer trimestre, reduce la probabilidad de desarrollar anemia y protege al feto de desarrollar anormalidades.
Tomate: un tomate muy satisfactorio y bajo en calorías contiene licopeno, que es un antioxidante único y protege a las células de los efectos de los radicales libres.

dieta-para-embarazadas-tomates-espinacas

Plátano: a pesar del contenido calórico de esta fruta y la cantidad de almidón que contiene, los médicos no recomiendan dejarla. El plátano contiene los elementos más útiles para el feto: zinc y potasio. El zinc ayuda a fortalecer el sistema inmunológico del bebé, y el potasio ayuda al sistema cardiovascular.
Manzanas: estas frutas contribuyen a la normalización del tracto digestivo, aumentan la secreción de jugo gástrico y eliminan las náuseas. Las manzanas contienen mucho hierro, manganeso, magnesio, fósforo y potasio, que ayudan al desarrollo del feto. Y en 5 semillas de esta fruta contiene la norma diaria de yodo.

dieta-para-embarazadas-platano-manzana

Dieta para embarazadas – cereales

Avena: contribuye al curso normal del embarazo, gracias a una gran cantidad de vitaminas y minerales. Los carbohidratos complejos aceleran el metabolismo. La avena envuelve suavemente la mucosa gástrica, lo que ayuda con la inflamación del tracto gastrointestinal.
Arroz integral: este tipo de arroz es digerido por el cuerpo por más tiempo que el blanco, por lo que las mujeres embarazadas conservarán una sensación de saciedad durante un período más prolongado. El arroz integral sin pulir también contiene 8 aminoácidos, que son necesarios para crear células.

dieta-para-embarazadas-avena-arroz-integral

Dieta para embarazadas – más alimentos que puede incluir en su dieta

Yogur natural: contiene grandes cantidades de calcio y proteínas, que son necesarias para la formación de huesos y músculos, así como de órganos vitales. Las bacterias útiles en el yogur mejoran el tracto digestivo y aceleran la transferencia de sustancias beneficiosas al feto.
Queso duro y pasteurizado: contiene muchas proteínas y proteínas, mientras que en estos quesos hay pocas calorías.
Pescado: especies de peces como el salmón, las sardinas, las anchoas, la trucha y el arenque contienen suficientes ácidos grasos Omega-3, proteínas y fósforo, que son necesarios para el desarrollo del cerebro del bebé.
Huevos: contienen una gran cantidad de proteínas con un mínimo de calorías, y las vitaminas B, zinc y selenio ayudarán a desarrollar el sistema cardiovascular del niño. Es mejor no comer huevos crudos, siempre trate de comer huevos que hayan pasado por un buen tratamiento térmico.

dieta-para-embarazadas-pescado